5.29.2011

21. Globos en Espera

Oficialmente una nueva temporada ha comenzado, es cierto, la vida pasa tan rápido y tan lento a veces que ni siquiera te das cuenta, cuando despiertas, sólo ves que al tu alrededor muchas cosas han cambiado; en primer lugar, tu; en segundo lugar, tu familia y por último, tus amigos. Canciones antiguas, amigos despiertos a las cuatro de la madrugada, un examen en unas horas y documentos a tramitar para un futuro viaje, no sé que me traiga la vida en este nuevo ciclo, pero trataré de hacer lo posible para que sea lo mejor. Había quedado con unos amigos en salir a tomar unos tragos hace una semana por mi cumpleaños, pero la verdad es que a este día siempre le he tenido miedo, dado que siempre pasa algo malo, el año pasado, tenía planes perfectos, pero pasó algo con mi padre que ya les conté en su momento.


No me puedo quejar de estos veinte años en donde he vivido aventuras, experiencias, decepciones y un mar de cosas que un muchacho cualquiera no viviría, he aprendido a ser fuerte, no me he dejado vencer y he aprendido a levantarme ante cualquier adversidad que nos trae la vida.

Con una gran lista de cosas por hacer comencé mi día, salí temprano para dar un examen, que dicho de paso, fue nefasto, nunca antes había dado un examen tan complicado, luego, fui lo más rápido posible para tramitar unos documentos para un futuro viaje que haré y que les contaré en otro momento, estuve en esos trámites hasta la una de la tarde, cuando recordé que tenía que ir a mi instituto de inglés; además, tenía que salir de compras con mi padre, así que sólo tenía dos horas para ir de compras, almorzar y alistarme, dado que a las cinco de la tarde había citado a todos mis amigos por FACEBOOK para pasar un bonito momento en el Tony Roma´s de Miraflores, que es un conocido resto-bar. Recuerdo que les dije a mis amigos que no quería pasar una experiencia parecida como la de Carrie Bradshaw, dado que me habían criticado por unas publicaciones donde mi historia era muy parecida a la de ella, que es un personaje de una conocida serie norte americana, en la escena ves como ella va a la fiesta de cumpleaños que le habían organizado sus amigos, pero no encuentra a nadie, esperó como treinta o cuarenta minutos y tuvo que regresar sola, teniendo muchos problemas en su recorrido; finalmente, sus amigas la convencen para que salga a tomar un café y pueda tener un lindo recuerdo, fue entonces que ella termina diciendo que se sintió sola estando en esa mesa sin nadie, sin un chico especial que le diga feliz cumpleaños, sin una maldita alma gemela al lado, es mas ni siquiera sabía si creía en las almas gemelas, entonces una de sus amigas cierra la escena diciendo que tal vez las tres y ella eran sus almas gemelas y que necesitaban de chicos lindos con quién divertirse.

El punto es que no era mi culpa que una serie se asemeje tanto a mi vida ¿acaso no les ha pasado que sienten que lo que pasa en la televisión o en las películas se asemeja a su vida real?

Llegué tarde al instituto porque me demoré en comprar con mi padre y en almorzar, esto nada tendría de particular, si es que no hubiera tenido un examen final en el instituto de idiomas donde voy; sin embargo, lo di sin ningún problema, aunque en realidad, sí hubo uno, terminé saliendo de ahí a las cinco y media de la tarde, es decir, iba a llegar tarde a la cita con mis amigos, lo peor es que no tenía mi celular a la mano para poder avisarles, aún así tomé un taxi y me demoré una hora, gracias al “amigable” tráfico de las seis de la tarde en la Av. Javier Prado, como no pude tolerarlo, le pagué al taxista, me bajé y salí corriendo hacia el Óvalo Gutiérrez, cuando llegué, no había nadie, le pregunté al recepcionista del restaurante si había llegado alguien preguntado por mí, él no sabía que responderme porque no había hecho una reservación como debí, así que le dije que iría al bar a tomar algo. Esperé por diez minutos a que alguien viniera y por un minuto pensé ¿me está pasando lo mismo que Carrie?

El capitulo del cumpleaños de Carrie termina cuando ella va a su casa y encuentra el carro de su amor platónico en la puerta de su departamento, que había ido a un viaje de trabajo en Londres, sonríe y cuando le toca la ventana, él saca globos rojos por su cumpleaños, entró al auto, conversaron y felizmente, él le pregunta “qué tal estuvo tu día” y ella responde “fabuloso”, después de tantos problemas, el mejor regalo había sido pasar su cumpleaños con sus mejores amigas y cerrarlo con su amor platónico, la escena termina cuando ella suelta los globos y el carro de sus amor platónico arranca.

El punto es que no me iba a pasar lo mismo a mí, dado que yo no tenía un amor platónico que viniera en un Mercedes Benz con globos rojos, yo tenía a MR. MAIN, entonces las probabilidades eran nulas, lo cierto es que me daba miedo quedarme solo en mi cumpleaños, completamente. Esperé cinco minutos más y saqué la conclusión que era mi culpa por llegar demasiado tarde, todos se habían ido. Estaba por irme cuando llegan mis tres mejores amigos, Gian Benavente, Guillermo Rivarola y Aldo Estrada. Fueron los únicos que se habían quedado para esperarme y regresaron, porque fueron a comprar un vino.



-gracias por no dejarme solo – dije.

-somos los mejores amigos – dijo Guillermo.

-¿saben? Me siento un poco solo, permítanme hacer mi escena para poder publicar algo este fin de semana, ¿de acuerdo? – pregunté.

-no, Pablo, queremos que esta vez seas tú mismo – dijo Gian.

-entonces lo único que quiero decir es gracias por estar conmigo y es verdad, no soy Carrie, Pablo no cree en las almas gemelas, cree en el verdadero amor y los amigos como ustedes – dije.

-no tienes porque darnos las gracias, porque siempre vamos a estar contigo, aunque pasen todos los chicos de Lima encima tuyo, siempre estaremos ahí – acotó Aldo.

-Todos los chicos de Lima, eso suena interesante – dijo Guillermo, todos reímos.



Mientras iba a mi casa y después de despedirme de mis amigos decidí caminar por las calles de Miraflores, les dije a todos que iría a una cena familiar, pero no era verdad, quería caminar, pensar sobre mí y en el futuro. Así que le dije a Guillermo que tomara un taxi, que yo me quedaría en Miraflores, fue entonces que con vino en mano decidí quedarme en el malecón y ponerme a ver el reflejo de la cruz en el mar, mientras las olas reventaban contra la orilla, mientras los carros pasaban a gran velocidad y los novios, agarrados de la mano, sonreían; creo, que en parte, esperaba que el fin sea feliz como en la conocida serie que les conté, pero en la vida real no ocurren esas cosas. Tomé un taxi y fui a mi casa, después abrí mi FACEBOOK y vi todos los mensajes de mis amigos reclamándome y otros excusándose, pero hubo uno en especial que me gustó era MR. MAIN, a quién había agregado hace una semana atrás, me decía que se sentía solo y que me esperaba toda la noche en su departamento, que después de salir con mis amigos me esperaría, nunca pude ver el mensaje porque todo el día estuve ocupado. A las doce de la media noche, tomé un taxi, llevé el vino que me regalaron y fui donde él, me recibió con una sonrisa y nos quedamos viendo televisión toda la noche, no sé porqué, no sé cómo ocurrió, no sé porqué volví a agregarlo a todas mis cuentas, a mi celular e inclusive a mi vida, pero lo hice, sólo atine a devolverle la sonrisa y a pasar una noche increíble, él me preguntó en algún momento “¿Cómo la pasaste en tú cumpleaños?” Y yo respondí “fabuloso”. ¿Acaso se estaba repitiendo la historia de la serie? La verdad yo creo que no, porque faltaba algo aquí, los globos, en todo caso esos aún siguen en espera, como muchas otras cosas que tengo planeado hacer en mi vida.

Share:

0 comments:

Post a Comment