6.05.2011

23. Realidades

Me duchaba, eran las ocho de la noche y había llegado de la calle de ver a un chico, me puse a pensar en mí y en MAIN, en realidad, todo el día lo estuve haciendo, sobre todo, aquella noche en la que fui a su casa porque se sentía solo, en el día de mi cumpleaños. Me puse a pensar en si en realidad todo lo que pasaba era porque había algo más que amistad o porque estaba viviendo un sueño, algo que no era real y que MAIN jamás había pensando en mí en la forma que yo hubiera querido o si es que, en realidad, era yo el que creaba todo. Mientras estábamos en su cama y yo le decía te quiero, el sudor, el vino que inundaba la habitación, la noche y la pasión se unían para crear la atmósfera ¿Acaso todo eso fue real?, ¿Acaso realmente MR. MAIN sentía en el corazón esos “te quiero” que salían de sus labios?, ¿Acaso no estaré viviendo una relación irreal?


Le mande un día después un mensaje diciéndole que esperaba que se sintiera bien y que me tenía a mí, que no tenía que sentirse solo. Han pasado tres días, él ya ha entrado a su correo, pero no me ha contestado ese mensaje, lo más probable es que sí lo haya visto. Soy una persona inteligente, cuando alguien te quiere de verdad, al ver esa clase de mensajes, esa persona te responde y te hace saber que siente lo mismo, MR. MAIN no lo hizo y no lo hizo porque ¿tal vez no me quiere?

Yo, en el fondo, esperaba esa reacción de él, esperaba que ignore mis mensajes y que me ignore a mí y la verdad es que no sé porque volví a meterlo en mi vida, es muy complicado sacar a alguien a quien quisiste mucho de tu corazón, en el caso de MAIN, ha sido casi imposible y no sólo porque yo no quiero sacarlo, sino porque él no quiere sacarme de la suya también. Me siento masoquista al volver a intentar algo con él, me siento tan mal, tan incomprendido, que lo único que saco de todo esto es tristeza. Lo peor es que no estoy furioso con MR. MAIN, estoy furioso conmigo mismo, por pensar que MAIN será conmigo como yo quiero que sea, pedirle eso sería imposible, no lo he intentado y sé que es por miedo, por miedo a que me rechace y que todo este castillo se derrumbe y me quede sin ilusiones una vez más. Estoy harto de estar rodeado de gente sonriente todo el tiempo, de amigos que llaman todos los días sin ningún tema de conversación en especial, estoy harto de gente que me pide que vaya a ver películas en sus casas, como si yo no supiera que significa eso, estoy harto de vivir con el recuerdo de MR. MAIN y que este sea tan cobarde de decirme si realmente querrá algo conmigo de verdad, algo normal, algo real; estoy realmente harto de sentirme culpable de haberlo metido en mi vida, estoy harto de que cada vez que lo veo, siento que todo es un error, que estar ahí es un error, pero caigo y yo también no soy suficientemente valiente para enfrentarlo. No sé si para enfrentarlo a él o para enfrentar la situación ¿saben lo que yo pienso? Que MAIN nunca me va a pedir algo formal y si quiero seguir esta historia, tengo la obligación de aceptar sus condiciones y dejar de lado las mías, aunque lo cierto es que no sé si yo realmente busco esa etiqueta o aquellos formalismos, pero no me daré por vencido y con ello no me refiero a hacer cambiar de opinión a MR. MAIN, sino a encontrar a alguien que realmente me complete y pueda ser aquella persona que busco, aquella persona que yo sé que en el futuro no será MAIN, aunque quién sabe. ¿Cómo creo que terminará esto? Yo en el extranjero, viviendo solo o con amigos, MR. MAIN en Lima, pensando por qué no se dio cuenta antes, que alguien lo quería de verdad y Lima, como siempre, sumergida en el caos. Realmente eso es lo que creo, si hace cinco años, no ha podido ver más allá de mi cuerpo o de mi cara, nunca verá todo el amor que puedo sentir, lo peor es que siempre yo salgo perjudicado y él, no lo sé; tengo miedo de enfrentarlo, pero más tengo miedo de enfrentar la posibilidad de que no nos veamos nunca más y con ello, toda esta historia termine. Sin embargo, tengo que hacerlo, aunque me duela, aunque tenga miedo, aunque nunca más lo vuelva a ver, aunque esta historia termine, soy yo el que sufre y esta vez es definitivo, MR. MAIN sabrá mí realidad y él será el primero en saberlo.


Share:

0 comments:

Post a Comment